Con una lupa sobre los programas de estudio

El pasado jueves 22 en el Aula Magna de la Facultad se desarrolló una reunión de trabajo para el análisis y la revisión de programas de asignaturas.

El objetivo de la propuesta, impulsada por la Secretaría Académica y el área de Asesoramiento Pedagógico, «consistió en iniciar un proceso que permita la revisión crítica de parte de los docentes de sus propios programas y a partir de ellos de sus propuestas de asignatura. A tal fin, se planteó la discusión sobre un instrumento que recoge diversos aspectos que pretenden orientar el análisis y la revisión de los propios programas a partir de ciertos criterios que referencian a los estándares de acreditación de la carrera -recientemente aprobados por el CIN-, a criterios de autoevaluación del currículo universitario-propuestos en el programa de Innovación Curricular de la Universidad-, y a criterios que pretenden orientar una revisión de la coherencia pedagógica de la propuesta» dijo la secretaria Académica de la FCE, prof. Gabriela García.

Detalló que «los principales ejes sobre los que se trabajó en la reunión versaron en torno a la importancia de la fundamentación y de cada uno de sus componentes, la necesidad de diferenciar propósitos de enseñanza de objetivos de aprendizaje, la descripción de los contenidos por unidad y la identificación de contenidos centrales y/o transversales de cada asignatura, las metodologías de enseñanza, las formas y criterios de evaluación y finalmente la importancia de contar con bibliografía completa y actualizada. En todos los casos se hizo especial hincapié en la necesidad de hacer explícito lo que en muchos casos se explica en el aula pero que finalmente no costa en los programas, lo cual no sólo resulta necesario a los fines de poder ser evaluados en diferentes instancias, sino que convierte al programa en una herramienta útil como orientadora de los procesos de enseñanza y de aprendizaje».

Finalmente, la Secretaria Académica consideró que «el encuentro resultó altamente positivo tanto en relación a la cantidad de docentes que participaron como de los avances logrados y líneas de acción acordadas en vistas a la autoevaluación curricular».