Docente de nuestra Facultad recibió una mención

Con el trabajo titulado “El sistema de información contable como herramienta en el proceso de aprendizaje de los nuevos emprendimientos”, el docente Juan Pablo Marinelli recibió una mención del Premio Domingo Garibotti –área técnica- en las “XXXVI Jornadas Universitarias de Contabilidad” y “V Jornadas Universitarias Internacionales de Contabilidad”. El evento se realizó del 4 al 6 de noviembre y fue organizado y desarrollado en la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA.

“Este trabajo es una continuidad del mismo trabajo presentado en las mismas jornadas que también recibió la misma mención”. “Además, forma parte del trabajo de tesis de mi especialidad”, comenta Marinelli.
Sobre la temática que aborda, el docente informa que “hace un tiempo atrás empecé a trabajar con las PyMES y me fui volcando hacia la generación de emprendimientos. Esto también es aplicable a emprendimientos más grandes que pueden ser desarrollados en grandes empresas pero mi camino arrancó por ahí”. “La idea es la siguiente –explica-, las empresas que recién están arrancando, los nuevos emprendimientos (o los stastups como se denominan) se encuentran en condiciones diferentes a las empresas que ya están en marcha porque se encuentran en un ambiente de incertidumbre. Cuando llevan un nuevo producto al mercado, no tienen ningún dato, no saben cómo es el cliente, ni cuáles son los gustos que él tiene, no tienen ninguna noción, no pueden hacer proyecciones porque no tienen datos estadísticos”. “Entonces, se desecha un poco la teoría tradicional. Ya no se habla que el objetivo máximo (o la premisa que persigan las empresas en marcha) es la maximización de las utilidades o de ser eficiente. Aquí, el éxito de una empresa en ese tramo es el aprendizaje. Para eso lo que se hace, se aplica algo así como el método científico. ¿Qué significa? En un negocio, cuando arrancamos, nos basamos en una serie de supuestos que subyacen y que nosotros no conocemos si son ciertos porque no tenemos certezas. Precisamente, por esa incertidumbre de la que hablamos, lo que se hace es verificar la veracidad de esos supuestos y de esas hipótesis por medio de pruebas pequeñas, es decir, hacer pequeñas pruebas para probar esas hipótesis subyacentes. Vamos construyendo un producto, que solamente satisfaga, que tienda a responder a esas preguntas, midiendo para ver qué fue lo que pasó y después volcándolo en una nueva versión y hacer un seguimiento de los indicadores que tienden a medir el comportamiento de lo que se denomina “motores de crecimiento” que son las posibilidades futuras que tiene de desarrollo el negocio. A medida que vamos haciendo las pruebas, vamos largando y si los indicadores van mejorando, significa que vamos por buen camino, entonces estamos en condiciones de lanzarnos plenamente al mercado”.
“Este trabajo en particular, hace más que nada hincapié en el instrumental de análisis que utilicé. Dentro de la tesis, me apoyé en la información contable bajo algunas cuestiones a tener en cuenta. La contabilidad en general registra las consecuencias presentes de actos realizados en el pasado, y en el presente también, pero se van mezclando todo porque se resume. Para analizar bien este tema, hay que hacer cohortes de clientes, que vayan entrando en contacto con el producto a medida que van siendo estimulados y ver el seguimiento en el tiempo. Entonces también esas operaciones en la contabilidad tienen que estar identificadas. Esa fue una modificación y después algunas cuestiones de identificaciones particulares de las partidas de la contabilidad para acomodar la información y poder hacer las mediciones correspondientes”.
“En el trabajo de las jornadas anteriores me aboqué hacia el marco teórico y acá fui al caso concreto”. “Este caso es de un amigo mío, de muchos años, que dio la casualidad que se quedó sin trabajo a principios de este año y quería largar un proyecto propio. Él es diseñador industrial y quería hacer algo así como la construcción de mobiliario personalizado y con identidad. Tuvimos haciendo las pruebas al respecto. Fue un proceso de 6 meses, desde el desarrollo de modelo de negocios hasta hacer las primeras mediciones”.
Sobre si la perspectiva de trabajo tiene antecedentes, Marinelli explica que “en Argentina no he visto estudios similares. Sí, hay bibliografía sobre el tema. El encararlo así fue una idea mía. Fui y adapté los conceptos teóricos de la bibliografía y los aggiorné a la cuestión del registro de las operaciones. Es un tema que nadie habla en este momento, si bien, algunas herramientas que hablo en mi tesis se están empezando a hablar, particularmente de esto no”.

Al concluir, Marinelli comenta que para las jornadas se presentaron “cerca de 200 trabajos. Los paneles estuvieron divididos en 3 comisiones y se presentaron 20 trabajos por día, por cada comisión”.
“El premio Domingo Garibotti son para aquellas personas que tienen una menor antigüedad en investigación y está orientado hacia los jóvenes. Yo soy una persona que recién arranca, son las 4 jornadas en las que participo. Fui el único que recibió una mención, después del premio. Lo que más me llevo es el reconocimiento de Héctor Ostengo, quien considero un referente en Argentina, eso vale más que cualquier premio”.

Acerca de dagorret 932 Articles
Web Admin, Network Admin